Sidebar

Magazine menu

21
Sat, Sep

Perfil de un Líder: Martha Leticia Silva Flores

Leadership
Typography

Es claro que el mundo que vivimos hoy cambia a un ritmo que supera las teorías con las que se estudiaba el tema del liderazgo hace algunos años. Acudiendo a fuentes recientes, encontré algunos ejemplos de cómo el concepto es percibido de manera innovadora. 

Roselinde Torres, dedicada por más de 25 años a responder a la pregunta de ¿qué es lo que hace de una persona un gran líder?, en una presentación de TED.com en San Francisco, Estados Unidos, en Noviembre de 2013, encontró respuestas inesperadas luego de un estudio realizado a más de 4.000 compañías sobre el tema. Llegó a varias conclusiones que yo resumiría de la siguiente manera: Primero que todo, un líder no es alguien que reacciona, sino que moldea y le da forma al futuro. Ese punto tiene que ver con la habilidad de una persona de salirse del molde, de las tradiciones y las ideas preconcebidas, de rebelarse y crear un futuro diferente sin importar los juicios del entorno acostumbrado a lo mismo. Y para ello, ese líder es una persona que tiene la capacidad de desarrollar relaciones con personas diferentes, que le ayudarán a hacerse preguntas diferentes y encontrar respuestas diferentes a dichas problemáticas. 

Fields Wicker Miurin, en Londres, en 2009, hizo una presentación en TED.com basada en los testimonios de líderes famosos de diferentes estilos, nacionalidades y obras, y resaltó la sensibilidad de éstos, la humildad con la que explicaban que no se trataba de ellos, sino de las personas que necesitaban que él/ella hiciera algo al respecto. 

El Forbes Coaches Council, por su parte, publicó un artículo en Diciembre de 2017 sobre “16 habilidades esenciales de un líder para el mañana” y encontré que ellos comparten la teoría de que los líderes no nacen, se hacen. Resumiría esas 16 habilidades en algunas que considero reúnen y llegan al fondo de lo que es un líder del mañana: El líder del mañana se gana el respeto a través de su empatía y capacidad de conectarse con cada persona; su capacidad de motivar a cada uno a perseguir sus sueños y disolver sus miedos porque, sabe escuchar a cada uno y logra, con ello, que cada uno de lo mejor de sí; también a través de su confianza en su misión y su compromiso con su visión. El líder del mañana es una persona humilde y auténtica, curiosa y sensible, flexible para aprender y adaptarse rápidamente en los cambios y para quien las diferencias son oportunidades de enriquecimiento mutuo. Finalmente, el líder del mañana es una persona versátil y perseverante con sus metas.  

Conocí a Martha Leticia Silva Flores en el evento sobre Innovación Social que realizó el Centro de Innovación Social de Alto Impacto CISAI, en el estado de Jalisco en México en Junio de este año. Ella es su Directora y el impacto que me produjo conocerla y lo que pude percibir del ser humano y la profesional, me convencieron de la necesidad de escribir sobre ella, por ser un ejemplo de todo lo que hemos venido aprendiendo sobre los líderes del mañana. 

Leticia nació en Ciudad de México, en una familia mexicana tradicional, con tres hermanos. No es la hija mayor, sin embargo, gracias a su curiosidad intelectual y su constancia y tenacidad, tuvo claro su objetivo de ir a la Universidad y se convirtió en la primera persona de su familia, tanto materna como paterna, en obtener un título universitario. Se casó muy joven con el amor de su vida. Un hogar con cuatro hijos no le impidió seguir estudiando pues su motivación era que “con organización, tenacidad, constancia y trabajo podía lograr todo lo que se propusiera”. En 1999 comenzó como profesora en el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Occidente ITESO, y en 2006 gano una beca de las Naciones Unidas para hacer una Maestría en Gestión del Conocimiento en Turín, Italia. En 2013 comenzó su Doctorado en Estudios Científicos Sociales en la Universidad Jesuita de Guadalajara y en 2017 lo obtuvo con honores, convirtiéndose en la única mención honorífica otorgada en la historia del doctorado. Entre tanto, en los años 2015 y 2016, realizó una estancia de investigación en ESADE de la Universidad Ramón Llul en Barcelona, España lo que le permitió trabajar con el Instituto de Innovación Social como profesora visitante diseñando la metodología para el Laboratorio de Innovación Social de ESADE. Actualmente es la Directora del Centro de Innovación Social de Alto Impacto del Estado de Jalisco, CISAI, y profesora investigadora del Centro para la Gestión de la Innovación y Tecnología del ITESO, Universidad Jesuita de Guadalajara. Leticia es también miembro de la junta académica de la maestría en Generación y Gestión de la Innovación de la Universidad de Guadalajara, y   miembro de la Comisión Sectorial de Investigación Científica (CSIC) de la UDELAR en Uruguay, miembro de la Red de Innovación Social México y coordinadora del nodo México de la red internacional para el desarrollo sostenible (inno4sd) con sede en Holanda.

Su línea de investigación es la innovación social, estudios regionales de innovación, ecosistemas de innovación y evaluación de impacto social. Entre sus últimas publicaciones se destacan: “Social Innovation: A Social Shared Competence” publicada en Education in the Kowledge Society (EKS); “La revolución digital ante los grandes retos del mundo. 100 iniciativas de innovación social digital que están transformando América Latina” publicada por ESADE, Barcelona; “Una aproximación a las dinámicas sociales del ecosistema de emprendimiento e innovación de la zona metropolitana de Guadalajara (ZMG)”, publicada por ALTEC, Porto Alegre, Brasil. 

Para completar el perfil de Leticia y conocer el fondo detrás de todos estos logros académicos y profesionales, decidí entrevistarla y conectar así el tema de esta edición con su ejemplo. 

1. ¿Qué aspectos de tu vida consideras que han sido relevantes para hacer de ti la persona que eres hoy, que representen quién eres y que te hayan llevado a trabajar en la innovación social? 

Siempre he sentido que tenemos la responsabilidad de hacer algo por los demás desde lo que sabemos hacer, por ello como investigadora considero que la investigación científica y tecnológica debe estar al servicio del desarrollo social de un país; pero, no sólo en términos de generación de conocimiento que muchas veces se queda guardado en una base de datos de artículos académicos, o en patentes que son utilizadas para el beneficio de algunos pocos. Para mí, resulta indispensable la vinculación del conocimiento científico tecnológico que se produce en los centros de investigación con el conocimiento social que se produce en la realidad de las personas pues, en muchas ocasiones, parece como si fueran conocimientos irreconciliables. Sin embargo, estoy segura de que el cruce de estos conocimientos permite la posibilidad de generar innovación social que tiene como fin último incidir de manera positiva en la realidad de las personas que luchan día a día por tener una mejor vida. Por ello, las acciones que hago desde mi quehacer profesional están encaminadas a impulsar y favorecer proyectos de innovación social que pongan los hallazgos científicos al servicio y beneficio de la sociedad de manera real y concreta.

2. Has escrito en tu perfil de Skype la siguiente frase: “Pasión para vivir, generosidad para convivir y prudencia para sobrevivir”. ¿Qué significa para ti?  

“Pasión para vivir”, siempre he sentido una gran pasión por la vida, desde sentir el sol en mi piel, el viento como juega con mi pelo, sentir la compañía del bosque o simplemente sentarme en lo alto de una montaña y ver los árboles, contemplando en la naturaleza la presencia de Dios que me alimenta para sentir pasión en todo lo que hago poniendo mi cognición, espíritu y alma para tratar de hacerlo bien. Entonces “pasión para vivir” sería poner cognición, espíritu y alma a las acciones que hacemos, porque finalmente la vida es la suma de nuestras acciones.

“Generosidad para convivir”, sé que somos seres que se relacionan unos con otros, y esto sólo se puede dar por la generosidad de ambos (tú y el otro), generosidad al compartir tiempo, ideas, espacios y generalmente tenemos que aprender a ser generosos para convivir, cosa que he aprendido y vivido con mi esposo.

“Prudencia para sobrevivir” algunas veces decimos o actuamos sin pensar en el otro, lo que ocasiona que podamos lastimar o generar malos entendido sin darnos cuenta. Por lo tanto, me parece que tomar conciencia de ello es importante para no hacer daño y sobrevivir.

3. ¿Podrías definir en pocas palabras cuál sería el hilo conductor, eso que articula tu actividad profesional, académica y tu misión como ser humano? 

Definitivamente Dios es el hilo conductor, y mis hijos y esposo son el motor.

4. ¿Cuáles serían, en tu opinión, las calidades o habilidades necesarias para ser un líder en el ámbito de la Innovación Social en América Latina? 

En primer lugar, la sensibilidad y calidad humana para ser lo suficientemente inteligente para ser práctico y eficiente al utilizar distintos recursos al servicio del otro, y en segundo lugar, la capacidad de resiliencia.    

5. ¿Cómo ves el tema de la innovación social en la región?

La innovación social en la región de Jalisco, con respecto al resto del país, está mejor posicionada gracias a que la Secretaría de Innovación Social ha promovido varios esfuerzos que pretenden impulsar una cultura de innovación social como Epicentro y Social Valley. Sin embargo, aún Jalisco es un ecosistema de innovación social incipiente y lo podemos ver claramente en eventos como Campus Party o Talent Land, donde el eje de trabajo dedicado a la innovación social apenas es perceptible, probablemente uno de los esfuerzos que coadyuvan de mejor manera con la innovación social en Jalisco es Reto Zapopan. 

6. ¿qué ideas se te ocurren para el futuro? 

Son varias las ideas que se me ocurren, pero, quiero apuntar dos:

Primera, para que exista una masa crítica que permita el desarrollo de la innovación social en Jalisco es necesario iniciar con programas que promuevan este tipo de innovación desde la educación básica o la educación media superior, no hay que esperar a la educación superior.

Segunda, para apoyar a los actuales innovadores sociales en Jalisco es necesario generar infraestructuras para el acceso de financiamiento y tener mecanismos de acompañamiento para acceder ellos, pues a lo largo de las investigaciones que he hecho sobre innovación social, la principal razón por la cual se abandonan los proyectos sociales es por cuestiones económicas.

Conclusión 

Como conclusión de este artículo, quisiera incluir los testimonios de personas que viven y han trabajado con Leticia para confirmar sus calidades de líder y promotora de los cambios que el mundo está requiriendo: 

  • “A mi modo de ver Leticia recoge en su persona unas facetas relevantes y escasas: una mirada analítica potente; una capacidad de trabajo muy notable; una modestia que, por otro lado, resalta sus logros personales y profesionales; una bonhomía que se echa de menos en el ámbito académico y una voluntad de aprendizaje y superación que apuntan hacia un futuro académico brillante. Desde la distancia, sólo puede desearle mis mejores deseos y darle un cálido abrazo. Sus éxitos serán sin duda los de la innovación social en la región.” David Murillo 
  • “Yo conocí a Leti hace año y medio aproximadamente.   Ella forma parte de la Red de Innovación Social del Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. Presentó los programas que lleva a cabo en el ITESO. Ella combina la parte académica con la promoción y e impulso de proyectos de innovación social en uno de los clusters de innovación y emprendimiento que han recibido un fuerte impulso del gobierno del Estado. Es importante este reconocimiento porque en el país se desarrollan muchas propuestas que se quedan en simples concursos y que no escalan ni se consolidan. Leti logra coordinar esfuerzos a nivel local, pero se vincula exitosamente en el plano nacional e internacional con importantes convenios sobre todo en Canadá, Inglaterra y España que le permiten tener una visión a largo plazo del rumbo de estas nuevas estrategias de generar soluciones que mitiguen la pobreza y el medio ambiente.” Carmen Bueno Castellanos. 
  • “Lety Silva es una mujer extraordinaria, gran esposa y madre comprometida con 4 hijos que educó al mismo tiempo que estudiaba la maestría y luego el doctorado. Se ha convertido para la familia en un ejemplo de constancia y enfoque de esfuerzos para alcanzar las metas fijadas. Su éxito no sólo radica en el terreno profesional, en el ámbito familiar, es una gran esposa, excelente madre y si se trata de cocinar, es maravillosa logrando platillos excepcionales en un tiempo mínimo.” Carlos Serrano
  • “Creo que la dedicación de Lety a la educación merece reconocimiento porque ha puesto su conocimiento al servicio de la educación en distintos niveles y espacios, en el trabajo académico como profesoras ella ha aportado sin restricciones sus habilidades en el diseño de actividades y la mejora de cursos. En su labor como docente se ha preocupado por elevar la calidad académica de sus clases y de los resultados en los productos de los estudiantes, ha buscado ejercer la enseñanza de contenidos útiles y, de forma muy especial, se ha preocupado por saber cómo acercarse a los estudiantes para mejorar su relación con ellos, con la idea que enriquecer sus experiencias en las aulas y que fueran más significativas. 
    Desde que conozco a Lety para mí ha sido una persona ejemplar porque es incansable en su trabajo, profundamente comprometida con lo que hace. Ella se ha preparado y ha buscado superarse, pero, además ha querido ser congruente con un pensamiento multidisciplinar transitando ella misma de la ingeniería a las ciencias sociales, y de la educación en aulas, a la creación de proyectos que vinculen el conocimiento con su aplicación para la resolución de necesidades sociales.” Martha Gabriela Solano Aguilar 

Referencias

“16 Essential Leadership Skills for the Workplace ofTtomorrow.” Forbes Coaches Council; December 27, 2017. www.forbes.com/sites/forbescoachescouncil/

www.TED.com